Paccari invita a multiplicar las prácticas de cuidado ambiental


Con el objetivo de generar conciencia sobre la conservación de los recursos naturales, Paccari, la empresa ecuatoriana de chocolate, invita a multiplicar las prácticas y acciones positivas para el cuidado de la naturaleza. 

Paccari es una empresa reconocida a nivel internacional por su profundo compromiso con el ambiente y la comunidad. Desde su fundación en 2002, la sostenibilidad y la conservación han sido los pilares que han guiado su trayectoria y su filosofía corporativa. 

“Nosotros predicamos con el ejemplo. Iniciamos esta empresa con un propósito: devolver a la tierra lo que obtenemos de ella. Cada paso que hemos dado nos ha permitido mostrar que existe una forma diferente de hacer chocolate que beneficia a toda la cadena de valor y al ecosistema”, enfatiza Santiago Peralta, fundador de Paccari.

Durante la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (COP26) celebrada en Glasgow en 2021 y que reunió a 120 líderes mundiales, los países subrayaron la urgencia de actuar “en esta década crítica”, en la que las emisiones de dióxido de carbono deben reducirse un 45 % con el fin de alcanzar las emisiones netas cero para mediados de siglo. Desde sus inicios, Paccari decidió no utilizar lácteos en sus productos, no solo para ofrecer una alternativa a quienes padecen intolerancia a este alimento, sino también por razones medioambientales, ya que el ganado es uno de los agentes más contaminante debido a sus emisiones de gas metano.

Desde 2019, la empresa ha impulsado una transformación radical con el reemplazo de las envolturas de plástico por empaques biodegradables, a base de celulosa vegetal y comercialización de barras sin la caja de cartón, lo cual representa un paso significativo para la reducción de desechos, siendo una de las primeras empresas en el mundo en dar este paso fundamental, liderando cambios positivos en la industria chocolatera.

“La producción de plástico se ha disparado en los últimos 50 años, lo que significa más contaminación, basura y generación de gases de efecto invernadero. Por eso en Paccari decidimos desde hace unos años dar este importante paso y así inspirar a nuestros colegas a sumarse a este tipo de acciones que están enfocadas al cuidado del medio ambiente”, expresa Santiago Peralta.

El modelo “Del Árbol a la Barra” de Paccari ha cristalizado un sistema que no solo favorece la conservación y reflorecimiento del 2,5 por ciento del banco genético del mejor cacao mundial, sino que además mantiene el equilibrio con los productores con un comercio directo con el cual reciben una paga equitativa por los productos que entregan: generando de esta manera un círculo virtuoso entre el campo y el mercado, con múltiples beneficios para toda la cadena.

Las fincas de los proveedores de cacao orgánico de Paccari están certificadas por “USDA Organic” y la Regulación Orgánica 2092/91 de la Unión Europea. Además, es la única compañía chocolatera que cuenta con el sello Demeter Biodynamic Certification, el cual acredita que las fincas de producción de materia prima mantienen un ecosistema auto regenerativo, libre de químicos, pesticidas y fertilizantes; con un balance ecológico entre animales, suelo, plantas y humanos.

A propósito del Día Mundial de la Tierra, Paccari busca generar conciencia en los consumidores y otras empresas sobre la importancia de cuidar el planeta, teniendo una relación equilibrada con el medio ambiente, para dejar un legado a las futuras generaciones, todo esto es consistente al significado de Paccari, término que significa “naturaleza” en quechua.
Artículo Anterior Artículo Siguiente